Maca, un excelente antiestrés

maca

La maca es una planta herbácea cuyo origen se localiza en la parte andina de Perú, su población la ha consumido durante varios siglos, debido a su poder para mejorar las capacidades físicas y mentales y resistir así mejor las duras condiciones ambientales de la zona. De la maca se aprovecha su raíz, que puede usarse como alimento tanto fresca como seca.

 

Este tubérculo es muy valorado debido a sus pintorescas propiedades, pues es un buen afrodisíaco y ayuda en la reproducción aumentando la fertilidad. Se ha descubierto que su consumo potencia el deseo sexual, tanto en hombres como en mujeres, por lo que aumenta la cantidad de libido. Por otra parte, la maca contiene una sustancia alcaliode (la macamida) que junto con el zinc, interviene en la producción de hormonas, y aumenta la probabilidad de que se produzca una fecundación.

 

Diferenciando sus efectos entre sexos, encontramos que en los hombres mejora la calidad y el volumen del esperma, además de ayudar a proteger la próstata de posibles enfermedades y de mejorar trastornos de disfunción eréctil. En las mujeres, entre sus efectos están el de regular las hormonas relacionadas con la menstruación, calmando los dolores el síndrome pre-menstrual y aliviando los síntomas negativos de la menopausia, como por ejemplo los sofocos.

 

Además de estos beneficios tan curiosos, la maca es considerada un superalimento debido a la gran cantidad de minerales esenciales que contiene, como son el calcio, el hierro, el cobre, el zinc, el magnesio y el fósforo. También tiene vitaminas del grupo B, que aportan energía y vitalidad, ayudando a combatir el estrés y mejorando el estado de ánimo y el buen humor.